Nos vamos de boda real

Hola,

Supongo que a vosotros, como a mi, os ha llegado la invitación para la boda del viernes de Bill y Kate. Yo es que no voy a poder ir, había quedado con mi hermana para ir a un concierto de las Festas de primavera de Hospitalet y ahora no la voy a dejar sola.
Aunque creo que todos los que de vez en cuando os pasáis a leer este blog os merecéis ir a la boda, supongo que a ninguno os han invitado, pero tampoco dudo que en algún momento, por algún medio, os han bombardeado con datos de la boda. Cosas divertidas como que se equivocaron y pusieron la cara del hermano equivocado en una vajilla de regalo, hasta las grandes discusiones mediáticas de quien va y quien no. Esto último me hace gracia. Por ejemplo cuando se sorprenden de la invitación del cómico que interpretaba a Mr.Bean Oyes hablar a los entendidos y ves que confunden a actor y personaje. Han invitado a Sir Rowan Atkinson, el cual ya asistió a la segunda boda del príncipe Carlos. Igualmente irá Sir David Beckham y señora, no Vicky la Spice girl y marido. O irá Sir Elton John, no el músico estrafalario que modificó uno de sus éxitos en honor a Lady Di.
La otra cosa que me llama la atención es en la manera de la que hablan de la nueva pareja como futuros reyes de Inglaterra. Lo serán seguramente, pero si todo sigue su curso normal primero se ha de morir la abuela del chico, y actual reina, reinar su padre, morirse y entonces le coronarán rey. A poco, reinará llegando a los sesenta años y no llega a los treinta. Lo mismo hacen aquí con la infanta Leonor, que se preguntan si reinará o no, y su abuelo aún esta en el trono. O como critican a las futuras reinas sin sangre real. Tampoco criticaré mucho todo este mundo, ya que como no soy ni rey, ni príncipe, ni infante, estas cosas me quedan muy lejos. Solo se que les pago un sueldo a gente que por herencia tienen fortunas que nos sacarían de la crisis, y que gracias a mis impuestos mi crisis aumenta y sus fortunas también. Y encima he de hacerles reverencias si me los cruzo.

No hay comentarios: