Sal a hacer cosas

Hola,



¿Ya habéis hecho vuestros propósitos de año nuevo?¿Ya los habéis incumplido?  Sigo sin entender el porque lo hacemos esto. El paso del día 31 de Diciembre al 1 de Enero, es idéntico del paso del 22 de Marzo al 23 de Marzo. Como dice el chiste del principio, si el Sol pudiera hablar nos explicaría que no entiende porque en ese pálido punto azul, salen gritos al pasar siempre por el mismo punto.
El calendario solo es una medida de tiempo que adoptamos hace siglos para poder medir algo tan extraño como es el tiempo. Partiendo de encontrarnos en la misma posición respecto al Sol, un año, creamos medidas de tiempos inferiores, meses, semanas, días, horas, minutos, segundos... y superiores, bienios, trienios, lustros, décadas, siglos,.... pero nada que no tenga que ver con en que fase de la rotación y traslación del planeta nos encontramos.
En cambio, se acerca el día 31 de Diciembre y todo el planeta, por una vez, se pone de acuerdo de hacer algo al mismo tiempo. No hay manera juntarse para acabar con el cambio climático, las guerras o conquistar el espacio, pero para celebrar que le hemos dado una vuelta al Sol, sí.
Llegado ese días nos disponemos a hacer cosas estúpidas, como listas de deseos que no cumpliremos, como si el hacer la lista ese día nos diera un plus especial. Si quieres aprender inglés, no esperes al 1 de Enero, pon tu serie favorita de la tele en versión original. Si quieres hacer ejercicio, fácil, arranca a correr ahora mismo. Quizá toda esa hermandad de la humanidad del día 31 nos da un impulso extra, pero después de haber visto 41 de ellas, creedme si os digo que no hay nada tan poderoso como implantar una rutina.
Resumiendo, si quieres hacer algo, sea el día que sea, ponte a hacerlo.


No hay comentarios: