El libro se comió mis deberes



-Tú libro se ha comió tus deberes, ¿mmm? Eso es nuevo.
-¡Tengo suerte de estar vivo! Tuve que romper su espinazo.

No hay comentarios: