Siempre Sabina

2/18/2018

Hola,

Esta semana Joaquín Sabina ha cumplido 69 años. En muchos casos se dice aquello de bien llevados, pero Sabina no los lleva bien. Han sido intensos, trepidantes, truhanes, melancólicos, con altos y bajos,... vamos una vida digna de contar y es lo que hace en cada una de sus canciones.
Podría haber puesto uno u otro disco, ninguno de ellos me ha llegado nunca en orden a mi vida y muchas veces no sabría decir que canción pertenece a que disco, pero las tengo todas ralladas de tanto oírlas, si es que un mp3 se puede rallar. No hay nada mejor que programar con la voz de este genio de fondo. Las canciones de Sabina no tienen grandes alardes musicales, solos imposibles de guitarra, ni sonidos en exceso complejos. Grandes melodías que suelen salir de Pancho Varona y pura poesía en las letras que sale de Sabina, que en este disco se ayudó de Benjamín Prado. Letras que cuando por alguna razón las haces tuya, como me pasa a mi, acabas convirtiendo a Sabina en tu banda sonora particular. Podría haber elegido cualquier disco, pero me he decidido por el antepenúltimo, el penúltimo de estudio de momento, del año 2009.
"Hice un solo, desafinado, con las cenizas del amor..." así empieza el disco, a ritmo lento y melancólico, dejando claras sus intenciones. Aquí el disco ya me tiene conquistado. Tiramisú de limón esta interpretada a dúo con el dúo Pereza y que sirvió como presentación del disco, y que roncanrolea al estilo de los Stones con aquello de "¿Dónde crees que vas?¿Quién te parece que soy? No mires atrás, que ya no estoy..." La Viudita de Clicquot me parece uno de los temas perfectos de su discografía. Me encanta. Un simple repaso a su vida, con múltiples dobles sentidos en todas las palabras "con sesenta que importa la talla de mis Clavin Klein". Si quieres una canción romántica, sin ñoñerías, Cristales de Bohemia. "Vine a Praga a romper esta canción, por motivos que no voy a explicarte." La cosa se anima con el Parte meteorológico, la historia de una pareja que no puede estar ni junta ni separada, "... besarte es desatar un huracán, que suba en el termómetro el mercurio, algunas nieves dan calor cuando se van, fundiendo entre el desierto y el diluvio..." Sabina le dice a una tal Carmela "...no me pidas que muera por ti, lo que queda de mi se subasta a la mejor postora...." en Ay,Carmela, esa mujer a la cual ya no vas a tener mas a tu lado. Virgen de la amargura, es un rezo a la amargura, "... confieso que desde que te has marchado, solo bailo en las fiestas donde tocan la música del vals de los ahorcados .... " Agua pasada empieza con "Lo peor del amor cuando termina son las habitaciones ventiladas, el solo de pijamas con sordina,  la adrenalina en camas separadas ..."  Difícil añadir nada mas.
El tema Vinagre y rosas que da nombre al disco, parece que habla de un circo que ha partido, en cambio volvemos a otra relación rota. "... hay mariposas de arrabal que nunca aprenden a volar ..." Embustera deja el tono melancólico del disco "... Embustera tu corazón es una cremallera de Christian Dior, blanqueas emociones, traficas con botones, pierdes con mi perdición ..." Nada, que Sabina no hace mas que hablar de relaciones rotas. "No se puede afirmar que me engañaba cuando me mentía..." es una de las frases mas complejas y geniales que puedes encontrar en la música, y es el inicio de Nombres impropios. Esta vez no habla de un amor roto, sino de una de aquellas relaciones complicadas, de mujeres a las que no puedes dejar de querer aunque no puedas estar con ellas. Uno de los grandes temas con ritmos a rumba que de cuando en cuando tiene Sabina, que esta vez nos narra la vida de un truhán, de un viva la virgen en Menos dos alas, y que está dedicada a su amigo Ángel González ".... otoños y otras luces van con verbena, su príncipe de gales tan Cortefiel, tratado de urbanismo Juan de Mairena, chicana, magdalena, tinta y papel ..." De golpe un golpe de rock para gritar y criticar la maldita Crisis, "... crisis en en el ego, todos al talego, crisis en el adoquín ..." Oficialmente el disco acaba con un blues, el Blues del alambique, "... conspiré contra el Sol, enviudé de farol, como pa, pa, pasan los años... ". De verdad el disco acaba con un bonus track llamado Violetas para Violeta, dedicado a Violeta Parra, "... mas sola que una maleta olvidada en la Gran vía, desde que se fue Violeta, enlutando la poesía, se ensañan con los poetas las faltas de ortografía... " Canción que por lo visto tenía guardada en algún cajón y que decidió desempolvar.
Sencillamente es uno de los discos perfectos de Sabina. Quizá no están sus mas famosas canciones, pero darle una oportunidad te proporcionará la respuesta de si te gusta o no el mundo de Sabina.


Joaquín Sabina - Vinagre y rosas - 2009

Te podría gustar

0 comentaris

Tu siempre puedes hacerme sonreir!!!

Tu siempre puedes hacerme sonreir!!!