El plan B

Hola,

Ya es oficial, me deben mi nómina de enero y febrero. ¿Cómo lo permites? No lo permites, pasa. Yo tengo muy asumidos los pros y los contras, y hace tiempo que tengo un plan B diseñado, que quizá funcione o no, pero espero que esta pequeña explicación de mis penas os sirva por si os encontráis en una situación similar en el futuro.
Todo parece indicar, que con mucha pena y sin fecha concreta, acabaré cobrando estos dos meses, ya sea de mi empresa o del Estado. El problema no reside en que ese dinero no se me vaya a pagar, sino con que dinero pago mis facturas de hoy. Si fuera una empresa podría presentar un concurso de acreedores y congelar así mis deudas hasta que me pagaran lo que me adeudan, pero dudo que el súper de la esquina, el de la gasolinera, los de la panadería,... se avengan a fiarme sus productos así porque si. A los que puedes esquivar un poco son a los de la luz, el agua, el gas,... si no hay dinero en el banco se enfadarán, te amenazarán, pero irás ganando días para ver si cobras y puedes pagarles aunque sea con recargo.
Yo quiero pagarles, y tengo un contrato con una empresa que dice que por trabajar x horas me ha de pagar tanto, y lo estoy cumpliendo, pero ellos no. Así que la culpa no es mía, pero si seré yo el que se quede sin comer, sin medio de transporte, o sin luz, agua o gas. Puedes decirme que la empresa está metida en una fase de liquidación, que quieren pagarme pero no pueden, que los papeles de tal o cual tramite van a tardar, que hacienda tiene bloqueadas las cuentas, que ya sabes lo lenta que es la administración. Incluso puedes decirme que están intentando salvar mi puesto de trabajo y el de mis compañeros, intentando vender la empresa al que ofrezca mejores garantías, que están buscando las mejores opciones para mi futuro, pero nada de eso paga mis gastos diarios.
Puedo dejar la empresa, pero de dejarla sin otra oferta de trabajo bajo el brazo estaría igual sin dinero, y la situación está muy mal como para pensar que al poco alguien me iba a dar trabajo. Podría darse la bienaventuranza de que alguien me haga una oferta y pueda cambiar de trabajo, pero tanto en este caso como en el anterior debo de asumir que el dinero de esos meses que me deben los he perdido. Si dejo la empresa debería de reclamar como acreedor esos meses, y si mi empresa no me pagan es porque van a cerrar por no poder hacer frente a sus deudas con los acreedores. Así que esos meses los tendría perdidos como tienen perdidas las deudas los demás acreedores.
Puedo denunciarlos. Todo lo que he leído es que desde el primer momento puedo hacerlo, pero que hasta que no se acumulan tres meses consecutivos sin ver un solo euro, no lo toman como un caso de impago sino que los consideran simples retrasos. Sea como que sea, me llevaría a una batalla legal que seguro que ganaría pero en el mejor de los casos no vería un solo euro hasta pasados unos meses, y repito, el problema son las facturas de hoy.
Si tu no te marchas o el juez no liquida solo te queda una opción, esperar. La espera no tiene porque ser resignada, simplemente puede ser que en esos momentos no hay nada mas que puedas hacer, y has de esperar a que el momento aparezca, pero recuerda que sigues sin pagar facturas. La empresa está metida en todo un seguido de trámites legales (tantos días para presentar este papel, tantos días de alegaciones, tantos días para que el juez decida, tantos días para escuchar ofertas,....) así que el cierre no será inmediato y es cuando llega el pez que se muerde la cola : "Como la gente no cobra al día baja su rendimiento (sarcasmo), y al bajar el rendimiento entra menos dinero. Al entrar menos dinero provoca que no se puedan pagar las nóminas al día, pero la empresa ha de seguir abierta porque está en medio de un proceso de liquidación y los trámites aún no se han acabado. Así que la gente ha de ir a trabajar sin cobrar al día.". Sin saber como te ves sumido en un bucle, en el que debes de ir a trabajar y no cobrar al día, que solo se puede romper o con tu marcha, o con la liquidación de la empresa por parte del juez.
Analiza cualquiera de las situaciones y verás que todas implican que vas a pasar tiempo sin ingresos. No pienses que es una situación que a ti no te va a suceder, porque dudo que sepas que negocios está llevando ahora mismo tu jefe y si eso os va a llevar a la quiebra o no, y cuando suceda no tendrás tiempo de reacción. No soy yo el que os va a decir que hacer con vuestro dinero y vuestra vida, pero si no lo tenéis id construyendo un plan B.

En episodios anteriores:

Tirando la toalla
El partido está perdido
Concurso de acreedores ¿Y ahora que pasará?
Bailar bajo la lluvia
Con las mismas cosas en la cabeza que ayer
Demasiadas cosas en mi cabeza
Sin saber como ponerse
Paciente
Día extraño, absurdo, feo, surrealista
A la deriva
Hazte bolita
Despropósito
La larga espERE
¡Yowza!

Autor: Greg Arment

No hay comentarios: